Mi Universar

sábado, 21 de mayo de 2016

Cuando mostramos los dientes


No somos seres salvajes
estamos domesticados
pero actuamos con coraje
cuando somos agraviados.

Nos ven como un pueblo manso
que agacha su cabeza
y cuando nos rebelamos
les causa una gran sorpresa.

Suelen tirar de la cuerda
y ver hasta dónde llega
juegan con nuestra paciencia
presumen de estrategas.

Creen que somos corderos
muy mansos y obedientes
en huir son los primeros
cuando mostramos los dientes.

Ruben Edgardo Sánchez, 21 de mayo de 2016