Mi Universar

miércoles, 24 de agosto de 2016

La reina de la noche


Iba en busca de la luna cuando de pronto la vi
en medio de la avenida con su rojo carmesí.

Entre una y otra vereda por árboles enmarcada
iba rumbo al noroeste en forma precipitada.

Tenía menguado su rostro bien cerca de la mitad
no obstante seguía brillando con gran luminosidad.

Muy cerca del horizonte la luna anaranjada
iba levantando vuelo en una gran escalada.

Cual si tuviera cabello que le cubre media cara
igual brillaba en lo alto temprano en la madrugada.

Su cara partida al medio menguada cada vez más
muy tranquila y reposada buscando la oscuridad.

Se iba empequeñeciendo y cambiando de color
mudando del rojo al blanco con un diámetro menor.

Es la reina de la noche en el hemisferio sur
brilla radiante y plateada sobre un terciopelo azul.

Ruben Edgardo Sánchez, 24 de agosto de 2016