Mi Universar

domingo, 31 de enero de 2016

Una historia de terror


Me siento como un chiquillo
a quien alguien le contó
brutalmente y sin piedad
una historia de terror.

Mi estómago es un nudo
difícil de desatar
se me revuelven las tripas
simplemente por pensar.

Díganme que es sólo un sueño
y que esto no pasó
que nuestra casa está en orden
y es sólo imaginación.

Que no hubo elecciones
que no es tiempo de votar
que los frutos están verdes
y que es mejor esperar.

Ruben Edgardo Sánchez, 31 de enero de 2016