Mi Universar

sábado, 30 de enero de 2016

La gente y el elefante


Un elefante florido
caminaba lentamente
entre muchísima gente
sin producir ningún ruido.

Huyeron despavoridos
al verlo tan imponente
y lo hicieron raudamente
antes de ser advertidos.

Entonces muy sorprendido
se detuvo de repente
dio una vuelta lentamente
y vio que se habían ido.

Sin entender el motivo
que hizo escapar a la gente
reanudó nuevamente
el camino elegido.

Ruben Edgardo Sánchez, 30 de enero de 2016