Mi Universar

viernes, 1 de enero de 2016

Carenogui


Carenogui es un ser
tan pero tan pequeñito
que apenas se puede ver
oculto en agujeritos.

Su morada habitual
son los pliegues de la ropa
brinca como una pulga
y nada como una foca.

De vez en cuando un bolsillo
algún botón o un ojal
le sirven de plataforma
para poder patinar.

En todas las ocasiones
debe tener gran cuidado
pues entre hilos e hilachas
puede quedar enredado.

Nunca molesta a nadie
es apenas perceptible
Carenogui es tan bueno
que parece imposible.

Es amigo de los niños
a quienes ama y adora
es inquieto y juguetón
siempre ríe y nunca llora.

Ruben Edgardo Sánchez, 12 de diciembre de 2013

Fotografía: El camaleón más pequeño del mundo.