Mi Universar

miércoles, 14 de octubre de 2015

Como témpanos de hielo


Cada uno de nosotros somos un ser diferente
pero a la vez parecidos por ser parte de la gente.

Dentro nuestro existe un mundo inabarcable y complejo
muy difícil de explorar tanto como el universo.

Por cierto sabemos poco de nuestra intimidad
y el reto de cada día es conocer algo más.

Mucho más arduo resulta saber algo de los otros
cada individuo es un mundo que conocemos muy poco.

Como si fuéramos témpanos sumergidos en el mar
mostramos sólo una parte y el resto es oscuridad.

Ruben Edgardo Sánchez, 14 de octubre de 2015