Mi Universar

lunes, 7 de septiembre de 2015

Los migrantes y el golf


Algunos juegan al golf otros penden de una valla
esperando la ocasión para poder traspasarla.

Por un sueño una quimera por una vida más digna
esperan pacientemente buscando una salida.

Sólo quieren trabajar y vivir decentemente
dejar bien atrás el hambre y la vida de indigente.

Perros de presa esperando interceptar más migrantes
golpearlos si es necesario por detrás o por delante.

Una historia repetida diariamente sin cesar
esperando que los sueños se consigan concretar.

Ruben Edgardo Sánchez, 7 de septiembre de 2015

"Todos los migrantes, en virtud de su dignidad humana, están protegidos por el derecho internacional de los derechos humanos, sin discriminación, en condiciones de igualdad con los ciudadanos, independientemente de su situación administrativa o de su condición. Sin embargo, a pesar del marco jurídico existente, los migrantes en todo el mundo siguen sufriendo abusos, explotación y violencia."