Mi Universar

martes, 11 de agosto de 2015

Temporal


Se desató días pasados un tremendo temporal
que causó varios estragos como resulta habitual.

Algo más de la mitad del territorio pampeano
por la caída del agua fue totalmente anegado.

Los ríos Luján y Arrecifes como también el Areco
registraron una altura de algo más de cinco metros.

El suministro eléctrico debieron interrumpir
para evitar accidentes que pudieran ocurrir.

Ascendió a mil ochocientos el número de evacuados
en casas de familiares o de algunos allegados.

Otros pidieron asilo en centros educacionales
sociedades de fomento y fundaciones sociales.

Circulan muchos mensajes en nuestras redes sociales
en las que se pide ayuda para paliar estos males.

Hacen falta agua potable mantas frazadas colchones
productos de aseo y limpieza y alimentos a montones.

La naturaleza a veces nos juega malas pasadas
y nos obliga a buscar respuestas improvisadas.

No es la primera vez que suceden estos hechos
la gente que los padece tiene el corazón deshecho.

Ruben Edgardo Sánchez, 11 de agosto de 2015

Fotografía: Luján, provincia de Buenos Aires, Argentina.