Mi Universar

jueves, 11 de junio de 2015

El niño y la mantarraya


Ten cuidado pequeñito
tú no puedes compartir
este medio en que yo vivo
porque te puedes morir.

A mi me pasa lo mismo
no puedo vivir contigo
el aire que tu respiras
puede ser mi enemigo.

Conservemos la distancia
porque es lo más saludable
el cristal que nos separa
no impide que yo te hable.

Cómo te llamas pequeño
yo me llamo mantarraya
a mí me gusta nadar
y saltar fuera del agua.

Ya sé no me digas nada
no escuchas lo que te digo
al menos podemos vernos
a través de este vidrio.

Ahora que lo recuerdo
tengo que ir por comida
fue un placer estar contigo
llegó nuestra despedida.

Ruben Edgardo Sánchez, 11 de junio de 2015