Mi Universar

domingo, 19 de octubre de 2014

Madre


Entró el sol a tu morada a coquetear con la luna
dejó encendida una llama que traerá la fortuna.

Luces tu hermosa figura con tu sueño más querido
tu sonrisa se dibuja porque florece tu nido.

Das todo sin pedir nada sabes que de ti depende
nada menos que una vida luminosa que se enciende.

Nueve meses por delante tu humanidad como escudo
el tesoro más preciado dentro de ti es el futuro.

Porque renuevas la vida y perpetúas la especie
porque engendras generosa al ser que acuna tu vientre.

Y eres madre sobre todo aún sin estar encinta
de todas las condiciones es sin dudas la más digna.

Ruben Edgardo Sánchez, 20 de octubre de 2013